The hottest news from everywhere for everyone!

¿Cuándo empieza la Prehistoria en España?

Cuándo empieza la Prehistoria en España

¿Cuándo empieza la Prehistoria en España? Esta pregunta ha desconcertado a historiadores y arqueólogos durante muchos años. La Prehistoria se refiere al periodo de tiempo anterior a la invención de la escritura, y se caracteriza por la ausencia de registros escritos. Para determinar cuándo comenzó la Prehistoria en España, los investigadores se han basado en pruebas arqueológicas y técnicas científicas de datación.

Presencia humana temprana

Los primeros indicios de presencia humana en lo que hoy es España se remontan a hace más de un millón de años. Durante el Paleolítico Inferior, homínidos primitivos como el Homo antecessor habitaron la Península Ibérica. Estos primeros humanos eran cazadores-recolectores y utilizaban herramientas de piedra y hueso para sobrevivir.

A medida que nos adentramos en el Paleolítico Medio, los neandertales se convierten en la especie homínida dominante en la región. Vivían en pequeños grupos y desarrollaron herramientas de piedra más sofisticadas, como la famosa tecnología musteriense.

La llegada de los humanos modernos

Hace unos 40.000 años, los humanos modernos, Homo sapiens, llegaron a lo que hoy es España. Esta época, conocida como el Paleolítico Superior, fue testigo de importantes avances culturales y tecnológicos. La llamada cultura auriñaciense desarrolló intrincadas herramientas, creó arte rupestre y estableció complejas estructuras sociales.

Las pinturas rupestres, como las halladas en la famosa Cueva de Altamira, proporcionan valiosos datos sobre la vida cotidiana y las creencias de nuestros antiguos antepasados. La presencia de un arte tan sofisticado sugiere un sistema cultural y simbólico muy desarrollado.

El Neolítico

El Neolítico, que comenzó alrededor del año 5.000 a.C., marcó una transformación significativa de las sociedades humanas. Esta época, también conocida como la Nueva Edad de Piedra, vio la transición de un estilo de vida nómada a comunidades asentadas que practicaban la agricultura y la domesticación de animales.

En España, el Neolítico se caracteriza por la aparición de estructuras megalíticas, como dólmenes y menhires. Estas estructuras monumentales de piedra sirven como lugares de enterramiento e indican el desarrollo de prácticas religiosas y de organización social.

La Edad de los Metales

Al final del Neolítico, habían aparecido técnicas de trabajo del metal, que dieron lugar a la Edad de Bronce y a la Edad de Hierro. Estas Edades de los Metales produjeron cambios significativos en la tecnología, la guerra, el comercio y la dinámica social.

La Edad de Bronce en España vio el surgimiento de sociedades complejas, evidenciado por el desarrollo de asentamientos fortificados y el establecimiento de redes de comercio a larga distancia. Este periodo también fue testigo de la aparición de objetos metálicos, como armas y joyas, hechos de bronce.

La Edad de Hierro, que siguió a la Edad de Bronce, vio la introducción de herramientas y armas de hierro, revolucionando la agricultura y la guerra. Los celtíberos, un pueblo de habla celta, desempeñaron un papel destacado durante este periodo.

La importancia de la Prehistoria española

Estudiar la Prehistoria española es crucial para comprender el desarrollo de las sociedades humanas en la Península Ibérica. Proporciona información sobre los orígenes de los avances culturales, sociales y tecnológicos que han dado forma a la historia de la región.

Además, la Prehistoria española contribuye a nuestro conocimiento del contexto europeo más amplio. La interacción y los intercambios culturales con las sociedades vecinas, como los fenicios y los romanos, influyeron significativamente en el desarrollo de la España antigua.

En Conclusión

El inicio de la Prehistoria en España puede remontarse a hace más de un millón de años con la presencia de los primeros homínidos. Desde la llegada de los humanos modernos hasta el desarrollo de la agricultura y la Edad de los Metales, la Prehistoria española abarca una rica y diversa gama de periodos y culturas.

Comprender estas antiguas sociedades no sólo arroja luz sobre nuestra historia humana común, sino que también pone de relieve la importancia de conservar y estudiar los yacimientos arqueológicos. A través de las investigaciones y excavaciones en curso, seguimos desvelando nuevos descubrimientos sobre los orígenes y el desarrollo de la España Prehistórica.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad